Lo más importante de un viaje es el destino, pero el trayecto también lo es para muchos. El avión es el medio de transporte más práctico y rápido en la actualidad, sobre todo si nuestra escapada se limita tan solo a un fin de semana fantástico, como es el caso de Waynabox. Recientemente os contamos que el viajero del siglo XXI presta más atención al precio del vuelo que a las condiciones del vuelo en sí, pero eso no quita que ciertos estudios llamen nuestra curiosa atención…

Por eso cuando leímos que Travelmath.com había elaborado un análisis centrado en determinar el nivel de higiene de aeropuertos y aerolíneas, no pudimos apartar la vista de los resultados y compartirla con todos vosotros. Y es que lo más curioso de todo es descubrir qué parte del avión es la más sucia de todas. No, aunque todo lo hayamos pensado, no son los baños. No. La zona con más gérmenes de un avión es la bandeja extensible.

Estos datos se han extraído tras analizar 26 muestras de cinco instalaciones aeroportuarias norteamericanas y en cuatro vuelos de compañías aéreas de primera línea. Como resultados se registraron 2.155 unidades formadoras de colonias (UFC) en las bandejas analizadas, siglas que definen el grado de contaminación microbiológica del ambiente. Lo que viene a significar que, queridos viajeros, los expertos recomiendan que siempre que usemos la bandeja, sobre todo si es para apoyar alimentos, que se haga sobre una superficie protectora.

Ya sabéis, a partir de ahora subid al avión con un trapo a mano… Aunque pronto se levantará la restricción de líquidos en los aeropuertos, por el momento no podremos subir a cabina con un milagroso KH7.


0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *