El comportamiento humano es tan sorprendente que ha sido objeto de todos tipo de análisis y estudios, desde el por qué nos enamoramos o por qué tenemos tendencias adictivas, hasta por qué nos gusta llevarnos cosas del hotel. Esta última gran cuestión existencial es la que más ha despertado nuestra atención porque, en efecto, hay varios estudios que tratan el tema. Sí, por increíble que parezca. Pero lo más increíble es que los datos reflejan que solo unos pocos países tienen turistas “legales”, pues la mayoría de viajeros de todo el planeta se han llevado alguna vez un ‘souvenir’ de su hotel. ¿Te desvelamos más datos curiosos?

Claramente, somos un país donde la picaresca y el hurto va en nuestro ADN y es que más del 80% de los españoles admiten haberse llevado algo del hotel. Pero oye, que no somos los “peores”, pues el ranking sitúa a los argentinos en el podio de los “hurtos” hoteleros, seguidos con los turistas de Singapur en el segundo y los españoles en el tercero. Alemania, Irlanda, Rusia, Méjico, Italia, Japón y Estados Unidos completan el top ten. ¿Y en el lado opuesto? Pues sí, hay ciudadanos de lo más legales. El 88% de los daneses asegura que jamás de los jamases se ha llevado nada de una habitación. Les siguen de cerca los holandeses (85%) y los noruegos (84%).

Y… ¿qué nos llevamos? De todo. Parece que la cuestión sea simplemente llevarse algo a casa. El informe también señala el top ten de los objetos más suculentos para incitar el hurto:

  1. Amenities del cuarto de baño. Y es que su packaging en formato mini resulta muy tentador.
  2. Toallas. Y especifican que, sobre todo, las más grandes.
  3. Bombillas y pilas de los manos a distancia.
  4. Objetos de papelería: bolígrafos, libretas, revistas, guías… ¡y hasta Biblias!
  5. Flores y frutas, incluyendo los jarrones o cestos.
  6. Botellas de licor del minibar. A veces se llevan llenas, otras se beben y no se declaran o bien se rellenan con agua y otros líquidos para camuflar.
  7. Piezas de cerámica, cubertería, vasos y copas.
  8. Interiores de almohadas y edredones.
  9. Material de baño: yoalleros, secadores de pelo, espejos, etc.
  10. Aparatos eléctricos: planchas, relojes, apliques, DVDs

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *