24 horas en Turin

¿Sabías que el viaje sorpresa por Europa ahora también puede ser de 2 días /1 noche? ¡Y por solo 100€! Porque a veces necesitamos un respiro pero cuesta encontrar tres días sin compromisos para poder escaparse. ¿Un viaje express sorpresa? ¡Es el plan perfecto para romper con la rutina!

¿Y si tu destino es Turín? ¡Sigue leyendo que esto te interesa!

Turín es una ciudad que puede recorrerse fácilmente a pie, las distancias son cortas y eso hará que puedas vivir al máximo la ciudad en 24 horas.

Primer día en Turín

En la ruta que te proponemos el recorrido empieza desde la Piazza San Carlo, una de las más importantes de la ciudad.  Es muy amplia y tiene 2 iglesias gemelas, ¡seguro que las reconoces!

Desde allí, caminando por Via Roma, llegarás hasta la Piazza Castello, la plaza más importante de Turín. Esta plaza es el corazón del centro histórico de la ciudad, en ella confluyen 4 de las principales calles del centro y se encuentran diversos palacios de la ciudad como el Palazzo Reale y el Palazzo Madama. Es de nuestros lugares favoritos porque tiene un encanto especial.  El Palazzo Reale se puede visitar.

Después de pasear un rato, habrá llegado el momento de comer. ¡Tienes que probar el vitel tonné, el risotto y el agnolotti! Y una vez hayas recuperado fuerzas, podrás seguir con la ruta. Habrá llegado el momento de visitar la famosa Mole Antonelliana, el símbolo de la ciudad.

Fue durante muchos años el edificio más alto de Turín, pero tras la construcción del rascacielos Grattacielo della Regione Piemonte es solo el edificio más alto del centro de la ciudad.

Desde el año 2000, en su interior tiene su sede el Museo Nacional del Cine. Podrás subir a su famoso ascensor con paredes de cristal y disfruta de unas increíbles vistas panorámicas de la ciudad.

Viaje expresss a Torino

Después, nuestra propuesta es que te dirijas a la Piazza Vittorio Veneto y a continuación cruces el puente Vittorio Emanuele I, que atraviesa el río Po, y que te llevará a la iglesia de la Gran Madre di Dio, un templo monumental de estilo neoclásico que no deja indiferente a nadie y que tiene mucha historia.  Desde allí puedes seguir paseando hasta el Monte dei Capuccini.

Y después de tanto trote, ¿qué mejor que un aperitivi italiano para recargar las pilas?

Segundo día en Turín

Para el segundo día aún te quedan algunos rincones de la ciudad por descubrir antes de subir al avión para volver a casa. Puedes empezar visitando la Catedral de Turín (Duomo di Torino), famosa por ser el lugar donde se encuentra la Sábana Santa.  

Desde allí, puedes seguir por Via Porta Palatina hasta la Piazza della Repubblica y su mercado, que está abierto todas las mañanas. Después puedes acercarte al Santuario de la Consolata. Junto a la basílica se encuentran los restos de una de las torres de las murallas de la antigua a ciudad romana de Turín.  

Mini escapada a Turín

No te puedes ir de Turín sin haberte comido un buen gelato italiano -o más de uno-, así que después de comer puede ser el plan perfecto para bajar la comida y despedirse a lo grande de la ciudad.

Si tu avión sale tarde y aún te queda tiempo, después de comer puedes visitar el Palazzo Carignano en la Via Accademia delle Scienze.

Y así acabaría nuestra escapada express a Turín. ¿Qué te parece? Te mueres de ganas, ¿no? Pues no te lo pienses más y reserva ya tu viaje sorpresa de una noche. Porque te mereces desconectar de la rutina… ¡y lo sabes!


QUIERO UNA ESCAPADA SORPRESA EXPRESS


 



 


0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *