10 curiosidades Oporto

Si hay una ciudad idónea para los amantes de los escenarios bucólicos, de aquel preciado gusto conocido como callejear, que adoran viajar sin la necesidad de visitar ítems súper turísticos y que aprecian el buen comer y beber sin miedo a llenar mucho el estómago, esa sin duda es Oporto.

Después de Lisboa, éste es uno de los rincones más idílicos y más visitados de Portugal. Hayas estado o no, te descubrimos 10 curiosidades de esta increíble ciudad. Vamos, que vienen a ser 10 motivos por los que reservar un Waynabox… y cruzar los dedos para que te toque 😉

1. El vino ha popularizado a la ciudad

Si el mundo conoce el nombre de Oporto es por el vino típico de esta ciudad. Se le considera un vino fortificado, es decir que en su proceso de elaboración de incorporan técnicas e ingredientes para incrementar su graduación alcohólica. Es de gran intensidad aromática, gusto dulzón y color ruby y hay tres tipos: el ruby, más dulce y suave; el tawny, oxidado en barrica y más fuerte de sabor; y el vintage, el único que madura en botella y el más selecto.

2. Las catas son un imprescindible

A lo largo del Duero se alzan un sinfín de bodegas históricas en producción de vino de Oporto. Si te dejas caer por una de ellas, podrás disfrutar de una visita guiada y de una cata. Es muy popular ir a hacer catas de Oporto después del trabajo… ¡Imagina en fin de semana! ¿La mejor? Bodegas Sandeman.

3. La Libreía Lello

Está considerada una de las librerías más bonitas del mundo y es la que inspiró a J.K.Rowling para crear el universo de Harry Potter, más concretamente la biblioteca de Hogwarts. Su gran escalinata de madera invita a perderse. ¿Dónde? En la Rua das Carmelitas 144.

Las 10 curiosidades que no te puedes perder

Photo by Ivo Rainha on Unsplash

4. El secreto para mantener el ritmo: las bifaínas

Del mismo modo que aquí nos vamos de pinchos y tapeo, en Oporto es típico comer bifaínas cuando se va por la calle y se hace un pit stop. Son pequeños montaditos de carne con salsa picante que se acompañan con una caña bien fría (o varias). Su precio oscila entre 1 y 3 euros. ¡Ñam!

5. Se puede visitar la ciudad con vistas de pájaro

Y todo gracias a un moderno teleférico que cruza la ciudad de punta a punta. Podrás disfrutar de las cubiertas de todas las míticas bodegas que se alzan siguiendo el río y los tejados terrosos que llenan la ciudad.

6. La estación de tren de Sao Bento es el mejor museo de Portugal

En sus fachadas alberga más de 20.000 mosaicos que narran la historia del país. ¡Un goce artístico! Se encuentra en la Praça de Almeida Garrett.

7. Uno de los mejores cafés del mundo

Más allá de Italia, en Portugal se hacen de los mejores cafés del mundo. En concreto, en Oporto, se le llama Cimbalino. El Café Majestic, en Rua Santa Catarina, es uno de los locales más emblemáticos donde tomarlo.

Las 10 curiosidades que no te puedes perder

Photo by Harry Brewer on Unsplash

8. Un centro Patrimonio de la Humanidad

¿Sabías que el Casco Antiguo de Oporto está considerado Patrimonio de la Humanidad? Sus increíbles callejuelas, llenas de belleza, invitan a perderse. Así es la vida en Oporto: callejear y disfrutar.

9. Llenarse el estómago es un lujo muy barato

Y es que la gastronomía lusa además de deliciosa es muy económica. Su plato más famoso es el Bacalo à Bràs, frito con patatas y huevo revuelto… Y que encontrarás por 6 euros! De postre, el característico Pastel de Belem, una delicia de crema.

10. Una de las mejores puestas de Sol

Pues sí, Oporto puede estar orgulloso. Ver una puesta de Sol desde el barrio de la Ribeira, frente al río, es un placer óptico como pocos. Mientras el gran astro se pone, las luces de la ciudad, las estrellas y la luna se reflejan al río, creando una preciosa armonía de colores.



 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *